1.6.-Clínica

Los síntomas de la hipocalcemia suelen aparecer cuando el calcio iónico disminuye por debajo de 2.8 mgr/dL (lo que equivale a un calcio total <7 mgr/dL).

Hipocalcemia aguda:

Las parestesias en las extremidades o alrededor de la boca son signos incipientes. Si progresan aparecen espasmos musculares: facial, espasmo carpal (mano de comadrón) y espasmo pedal (figura 8). En situaciones graves puede llevar a las crisis convulsivas y el coma. Clásicamente se describen dos signos típicos de la hipocalcemia:

- Signo de Chvostek: contractura de la comisura bucal al percutir el nervio facial por delante del pabellón auricular.

- Signo de Trousseau: espasmo carpal o mano en comadrón secundaria a la isquemia inducida al inflar el esfingmomanómetro 20mm Hg por encima de la presión arterial sistólica durante al menos tres minutos.

También se puede producir alteraciones electrocardiográficas como alargamiento del segmento QT, riesgo elevado de presentar torsades de pointes, y arritmias supraventriculares y ventriculares (figura 9).

Figura 8: Manos de comadrón en paciente con hipocalcemia aguda tras tiroidectomía total por carcinoma papilar de tiroides.


Figura 9: Prolongación de intervalo QT en paciente con hiperparatiroidismo primario.


Hipocalcemia crónica:

Suele ser bien tolerada si bien puede manifestarse con piel seca, eczema atópico, dermatitis exfoliativa, impétigo herpetiforme, cabello áspero, alopecia, uñas quebradizas, cataratas subcapsulares, anomalías dentales, calcificaciones de los ligamentos paravertebrales, depresión, psicosis, esquizofreina y/o síndrome extrapiramidal parkinson-like.